Category Archive Criticas

Porrecorta2

Crítica del corto «3-1=0». Cuando las matemáticas fallan…

Si hay algo que resume la esencia de un corto suele ser un buen final o un título acertado. Una vez más ocurre con el trabajo del gallego Juan Galiñanes. 3-1=0 tendrá un largo recorrido por los festivales de España y se hará oir. Nadie quedará indiferente ante la historia que nos presenta el director.

Con cambios  que avanzan desde un fulgurante comienzo hasta sobrecoger al espectador. Todo ello con una espectacular fotografía, juegos de planos y una gran realización. A medida que avanza la historia el nudo de la garganta se aprieta. Un viaje original en el tiempo, atemporal, dando saltos pero que encajan sin marear al espectador. Lo borda.

Galiñanes conduce la historia con maestría contraponiendo sensaciones y sentimientos. Cambios escénicos y giros de los personajes que sobrecogen.

Sin necesidad de planos exteriores, es el más largo de nuestra sección oficial pero se te hacen corto, muy corto. Te engancha, consigue atraparte. Tras ganar en el Festival de cine de Zaragoza llega a Manzanares esta historia de pareja, de sueños compartidos, de pasión, de ilusiones y de destino. Habrá risas picaronas que se tornaran en congoja. Atisbamos ojos húmedos en la sala porque el corto llega, y lo hace  muy adentro.

JP Araque

Porrecorta2

Crítica del corto «Mi ojo derecho». No olvidéis las palomitas…

“Mi ojo derecho” es un regalo. Parece una definición simple pero cuando descubres esta obra comprendes que es muy acertada.

El cortometraje, que dura 13 minutos aproximadamente, no acaba cuando aparecen los créditos, ya que el recuerdo de “la tata” sigue presente siempre que rememoras este relato.

Y claro, ahora os preguntáis quién es “la tata”… siendo la respuesta mucho más sencilla de lo que pensáis. Y es que “la tata” es esa abuela perfecta que todos hemos idealizado. Esa que tantas veces ha hecho labores de madre y que, con sus enseñanzas, nos ha hecho mejores personas. Para los que hemos perdido a alguna abuela, el filme es una oportunidad para reencontrarnos con ella; de volver a espiarla con nuestro ojo derecho y de sentirnos dichosos y agradecidos con todo lo que nos ha regalado en vida.

La trama basa su efectividad en la sencillez, con una historia cálida y cercana que emociona tanto que más de uno/a necesitará abrir el paquete de clínex en el patio de butacas. Es una historia que se mece bajo el susurro de la voz en off de Zurdo, el nieto de “la tata”, con un guión realista que se ajusta a la perfección a lo que el público necesita escuchar. Todo esto, además, maridado con una banda sonora sublime con “O sole mio”, uno de esos clásicos italianos que siempre funcionan y nunca olvidas.

“Mi ojo derecho” es el trabajo final de carrera del director, Josecho de Linares; y yo, pese a no ser doctor ni profesor de su universidad, me voy a permitir el lujo de ponerle una matrícula de honor por su trabajo.

Mario Cervantes